1 de julio de 2022

Mediante la expedición de los Decretos Ejecutivos No. 466, 467 Y 469, el Gobierno empieza a dar cumplimiento a los puntos acordados con la Conaie en el Acta por la Paz, suscrito por ambas partes y que puso fin a 18 días de paralización indígena.

Con el decreto No. 469 el Presidente de la República dispuso el levantamiento del toque de queda en Azuay, Sucumbíos y Orellana; por lo tanto, quedaron derogados los artículos 7 y 8 del Decreto Ejecutivo No. 463 del 29 de junio que suspendían el ejercicio del derecho al libre tránsito en dichas provincias, sin embargo, todavía no se ha derogado el estado de excepción que aún rige en esas localidades.

Con el decreto No. 467 el presidente fija los precios del diésel y las gasolinas Ecopaís y Extra con los 5 centavos de dólar adicionales de reducción, es decir una reducción total de 15 centavos. La reducción que inicialmente ordenó el presidente Lasso fue de 10 centavos mientras la dirigencia indígena que impulsaba el paro nacional se mantuvo en 40 centavos.

En cambio, con la emisión del Decreto Ejecutivo No.466, el Presidente de la República derogó el Decreto Ejecutivo No. 95 que establecía una nueva política para el sector petrolero. Este fue una de las demandas del pliego de peticiones que hiciera la Conaie al Gobierno.

Igualmente, desde hoy, viernes 1 de julio, más de 1 millón de familias empezarán a recibir el Bono de Desarrollo Humano (BDH y BDHV) con el incremento a 55 dólares, así lo informó el ministerio de Inclusión Económica y Social (MIEES).

Este aumento también forma parte de los compromisos adquiridos con la Conaie, luego de 18 días de paralización.

Según el ministerio de Inclusión Económica y Social (MIEES), en junio de 2022, 1.438.274 mil familias ecuatorianas se benefician de este tipo de apoyos estatales con una inversión de más de 1.250 millones dólares.